Juanjo Coello

Software Developer & Perpetual Wannabe
I tweet stuff at @jjcoellov

Microsoft quiere comprar Yahoo! (oh, ésto no es nuevo)

Ha sido la noticia con más hype estos últimos días: Microsoft, el gigante de Richmond, desea hacerse con el control de Yahoo! para así poder competir con el omnipotente Google. Para ello ofrece 31 dólares por acción, que viene a dar un total de unos 44.600 millones de dólares, en efectivo y en acciones de la empresa. Si la adquisición termita prosperando, estaríamos hablando de una de las absorciones más grandes de la historia de Estados Unidos, y probablemente la mayor si nos centramos en las compañías de tecnología.

Microhoo

Además, la noticia ha aparecido luego de que se hiciera público el anuncio por parte de Yahoo! de despedir a unos 1000 trabajadores (un 7% de su plantilla, el mayor recorte de su historia), alegando una necesidad imperiosa de cambio y restructuración. Al parecer, uno de los motivos se puede deber a la disminución en un 12% de sus beneficios respecto al año anterior, y a que su cuota de mercado en las búsquedas y la publicidad haya menguado en favor de su competidor Google.

Por otra parte, el interés de Microsoft por hacerse con Yahoo! no es nuevo, ya en Junio de 2006 se habló de una posible compra de participaciones, aunque finalmenté acabó en nada.

Para opiniones sobre el tema con más conocimiento de causa me remito a los expertos: recomiendo la lectura del análisis hecho por Enrique Dans titulado La segunda operación más grande en la historia de Internet.

Personalmente creo que es una jugada arriesgada por parte de Microsoft: Yahoo! no es competencia para Google, por lo menos no en el sector de la publicidad, que supongo será el target más perseguido por Microsoft. Windows Live y Yahoo! se han esmerado en batir al nuevo Goliat, sin siquiera rascar cuotas de mercado. Cierto es que algunos servicios de Yahoo! son mejores - o por lo menos adoptados en mayor medida que las alternativas de Google- como Flickr en detrimento de Picasa, pero personalmente creo que no son factores de peso para semejante operación.

Por otro lado, estoy ansioso por ver la reacción de Google. Recordemos una situación (salvando las enormes distancias) algo similiar ocurrida hace pocos meses: Microsoft invertía en Facebook, la nueva gallina de los huevos de oro en internet. Parecía que una de las pocas empresas capaces de resistir a la fagocitación googleana se aliaba con Microsoft en el ahora nuevo y lucrativo mundo de las redes sociales. ¿Qué pasó luego? Poco tiempo después Google anuncia Open Social, un conjunto de APIs destinadas a crear aplicaciones de lo más variopintas para redes sociales, que implementarían varias de las competidoras de Facebook: MySpace, Orkut, LinkedIn, SixAppart ... Google no sólo neutralizó el importante efecto asociado al anuncio de Microsoft, sino que llegó a propinarle un ZAS! en toda la boca en toda regla. No sé ustedes, pero yo me pienso poner cómodo.

Más Información:

La imagen es idea de Polonio 210.
BusinessWeek.
ElMundo.
BandaAncha